ORACIÓN PARA HOY, MIÉRCOLES 28 DE FEBRERO

Gracias, Señor, porque siempre me escuchas cuando te llamo, no desprecias mis súplicas y respondes con prontitud cuando clamo tu bendición. Estoy en tus manos, líbrame a mí y a los que amo de todo mal y peligro. Estoy convencido, Señor, de que en todas las cosas Tú intervienes para el bien de los que te aman, nada en mi vida es casualidad, todo pasa para mi bien.

Gracias por tu bendición, gracias por tu cuidado y sobre todo, gracias porque sé que hoy me ayudarás a ser feliz a lo largo de este día. Eres Tú el que me cargas para que pueda seguir adelante a pesar de todas las dificultades del camino.

Hoy me levanto con entusiasmo con la idea de decirle al mundo lo mucho que te amo. Así quiero vivir este día, mi Dios, con la plena certeza de que no me abandonas, que me ves, me hablas y me escuchas. No quiero ser movido por mis miedos sino aceptarlos, asumirlos y aprovecharlos. Tú, eres, mi Dios, mi protector, mi escudo fuerte, en quien confío y me sostengo porque sólo Tú me haces vivir tranquilo. Ven a vivir y reinar en mi corazón y aparta de él los apegos que me hacen sufrir.

Sana mis miedos que tienen atado y no me permiten tener una vida equilibrada, quiero que hoy vivas en mí con todas tus virtudes y gobiernes mi corazón con designios de amor. Dame un corazón puro para que de él sólo salgan sentimientos de bondad y obediencia al Padre Celestial. Te amo y confío en tu poder misericordioso. Gracias por acompañarme y no dejarme solo en ningún momento, mi dulce compañía.

Amén.

Déjanos tu comentario