ORACIÓN DE LA NOCHE DEL VIERNES 8 DE DICIEMBRE

Señor, en esta noche, te pido que cuides de mi sueño como has cuidado de mi vida. Te pido que en medio del sueño también pueda experimentar paz, amor y bendición. Te pido que pongas sobre mí tu mirada y me hagas sentir Tu Amor. Quiero saber que puedo descansar mi corazón en Ti, vaciar todo, decir lo que no me atrevo, mostrarme como soy, débil y aturdido.

En esta noche te clamo, Señor, escucha mi oración; escucha, Señor, mis palabras que se levantan hacia Ti, hay muchas cosas rondando en mi cabeza, que no me dejan tranquilo.

Gracias porque ahora estás conmigo, mostrándome que hay razones para sentirme alguien feliz. Porque estás sanando todo lo que hay dentro de mí, porque estás rompiendo toda cadena que el odio pudo atar. Quiero darte mi corazón, quiero que vivas y reines en él, en él preparo una morada para Ti, para que seas siempre mi compañía, para que estés siempre conmigo, para que te quedes a mi lado y me llenes de lo que sólo Tú puedes darme. Porque me estás dejando libre y en paz, pues Tú eres así, un Dios bueno y grande que ama y que sana en el amor.

Ahora que llega el descanso y que voy a reponer las fuerzas, te pido que me cuides junto a todos mis seres queridos, en estas horas con las cuales queremos descansar tranquilos.

Te amo con todas las fuerzas de mi ser. Porque eres bueno, más allá de lo que yo sea o de lo que haga; porque me amas más de lo que deberías, porque escapa tu amor de mi comprensión. Gracias por la vida, gracias por todo, mi Señor, gracias de verdad. Gracias por tanto y tanto amor.

Amén.

Déjanos tu comentario