ORACIÓN DE LA NOCHE DEL SÁBADO 15 DE ABRIL

Vengo a tu presencia, Señor, para ser sanado, para descansar y tener la paz que necesito para estar mañana listo para seguir adelante. Ilumina toda oscuridad en mi vida y dame la oportunidad te entender qué es lo mejor para mí y para los que amo. Tú eres el dueño de todo, mi Padre Dios, eres la luz del mundo, por eso no tengo miedo ni creo que nadie me puede dañar, porque estoy seguro de que quien confía en Ti saldrá adelante de todas las experiencias duras que tenga que vivir.Permite, Señor, que esta noche pueda experimentar tu amor que me cuida y no permite que nada malo me suceda, que pueda saber que tu amor es eterno, grande y que nada hay fuera de él.

Perdóname cuando he dejado de creer en Ti, sana mi corazón de la falta de fe, porque cuando los problemas arrecian tengo dudas en mi corazón y a veces pienso que ya nada se puede hacer. Señor, te entrego todo lo que no me deja dormir tranquilo, las preocupaciones que me tienen atado al miedo, todo quiero dejarlo en tu presencia, porque tengo la plena certeza de que estás escuchando mi voz y atiendes con prontitud a todas mis súplicas.

Siento tu mano bendiciéndome y guiándome en todas las situaciones, por eso te alabo y te adoro, mi Dios. Dame una fe firme para confiar en Ti aunque los vientos sean fuertes, aunque sienta que voy a caer y no voy a poder levantarme, quiero seguir confiando en tu poder y en tu gracia que nunca me abandonan. En tu nombre me acuesto a dormir con toda la esperanza puesta en Ti. Estoy en tus manos y por eso duermo en paz.

Amén.

Déjanos tu comentario