ORACIÓN DE LA NOCHE DEL MARTES 5 DE DICIEMBRE

Señor, quiero sentir tu protección y tu seguridad. No quiero tener miedo ni preocupación por lo que no puedo saber ni controlar. Quiero pedirte que mientras duerma, sanes mi corazón de todo miedo y de todo sentimiento de preocupación. Necesito que me pongas en tus manos y me hagas sentir la calidez de tu presencia.

Cubre con tu Sangre Preciosa todo mi ser y apártame de todo lo que busca dañarme. Te pido que quites los malos sentimientos del corazón de aquellos que no me quieren y permite que mi convivencia con ellos pueda ser agradable y bendita.

Señor, porque no he podido cumplir con el compromiso de ser una persona fuerte, porque me he dejado llevar por cosas del mundo, de los egoísmos, la soberbia y la pereza; por todo eso, te pido perdón. Me duele el corazón por haberte ofendido, por no haber respondido a tu llamado, por haberme alejado tantas veces de Tí. Por eso, Señor, te pido que me sanes, me ilumines, me llenes de paz y de alegría; me hagas nuevo para amar de verdad.

Gracias, Señor, porque me ayudas a amar, a ser más sincero con el cariño, me has hecho entender que el tiempo no es eterno y que es necesario demostrarnos y decirnos lo mucho que nos queremos, para que en las situaciones difíciles sepan que los amamos y siempre lo haremos. Gracias, Señor, por la bendición de esta noche y por poder descansar en Ti.

Amén.

Déjanos tu comentario