ORACIÓN DE LA NOCHE DEL MARTES 27 DE MARZO

Gracias Señor, por este día vivido, bendice mi descanso, lléname de tu amor y hazme descansar plenamente en Ti. No dejes que ninguna pesadilla me quite el sueño, quiero estar sumergido en tu amor y descansar con serenidad en tus brazos. En este momento que me estás mirando, permíteme experimentar la fortaleza suficiente para no tenerle miedo a ningún peligro. Gracias, porque sé, que cuando te siento presente en mi vida me tranquilizo y sé que a pesar de todo lo que me toca vivir puedo ser feliz y podré ganarle a todas las situaciones. Confío en que nunca me abandonas, que actúas en cada situación que estoy enfrentando; sabes que quiero servirte y vivir de acuerdo con tu voluntad.

Estoy seguro de que si hago lo que Tú quieres podré ser plenamente feliz. Tú me conoces mejor que yo, porque sondeas las profundidades de mi corazón; por eso, sabes cuáles son mis capacidades y virtudes para enfrentar las situaciones dificiles que pueden desanimarme. Ilumíname con tu Santo Espíritu, y permíteme disipar toda duda, todo sufrimiento, todo sentimiento que no me brinde paz; Señor, te pido que tu Espíritu no se aparte de mí en el descanso de esta noche.

Mi corazón te necesita, Señor, no abandones la obra de tus manos, dame la fuerza necesaria para permanecer en la alegría.

Bendice a todos aquellos que no tienen fe y necesitan de tu luz. También te pido que bendigas a todos aquellos que me han pedido oración y necesitan de tu ayuda. Sabes que te amo y que confío en tu poder misericordioso. En tus manos duermo en paz, tranquilo, seguro. Bendice mi día de mañana.

Amén.

Déjanos tu comentario