ORACIÓN DE LA NOCHE DEL LUNES 14 DE MAYO

Que grande eres, mi Dios, porque me das tu amor sin medida. Quiero entregarte mis sentimientos y todo aquello que en el silencio de la noche llega a mis pensamientos. Gracias Señor, porque me llenas de tu protección, en esta noche, no deseo otra cosa sino que tu vida se haga vida en la mía, quiero que vivas y reines en mí completamente. Necesito que me animes, mi Señor, que me hagas ver con tus ojos, que me hagas escuchar con tus oídos, que me hagas amar con tu corazón. Tu amor es lo mejor que me puede pasar y es lo que necesito en este momento para mirar hacia adelante y darme cuenta de que Tú me estás bendiciendo.

Señor, ilumina mis pasos y dale sentido a las decisiones que tomo, que mi ser, mi vida, mis pensamientos y sentimientos estén puestos bajo tus pies, para que disperses las nubes y hagas que brille tu luz en mis decisiones y así escuchando tu voz y tu voluntad no equivoque el camino. Tú, mi Señor, nunca quieres un mal para nosotros y mucho menos tienes la culpa por las cosas malas que pasan.

Aún en los peores momentos de nuestras vidas, en los cuales somos nosotros los únicos responsables, Tú mi Señor, siempre tienes una razón de vida para cada uno de nosotros. Tú siempre estás a nuestro lado para guiarnos de la mejor manera.

En mi descanso no descanses, Señor, sigue actuando en mi ser, sacando todo lo que sea contrario a tu santa voluntad, a tu amor y a tu justicia; sigue sanando mi corazón, mis heridas más profundas, tómalas y dales la sanación que necesitan.

Amén.

Déjanos tu comentario