ORACIÓN DE LA NOCHE DEL DOMINGO 27 DE MAYO

Gloria a Ti, mi Señor, refugio donde encuentro mi descanso después de este día que termina. Porque con tus palabras poderosas apartas el mal de mi camino y me haces vivir tranquilo, tu voz en esta noche me invita a confíar en tus promesas de salvación. Gracias, mi Dios, por poner en mi interior palabras de vida eterna, porque confiar en tus promesas me hace caminar con seguridad. Perdóname por las veces que no he confiado en tus promesas y he dudado de tu amor. Señor, hago de Ti la roca donde me amparo y experimento confianza para caminar en tu presencia.

Gracias por darle sentido a mi existencia, por eso no dudo que en Ti está la fuente de la vida y en tu luz podemos caminar seguros, tomados de tu mano, a tu lado, creyendo que todo lo que prometes se cumple. Porque siempre estás conmigo, sosteniéndome en todo lo que hago, para que tenga una vida tranquila, en medio de tantas dificultades que tengo que enfrentar.

Ven a ser mi guía en todo este camino de crecimiento que podría vivir todos los días si permanezco cerquita de Ti. Ven, Señor y dame las fuerzas que necesito para descansar tranquilo.

Estoy a tus pies, reconociendo que eres un Dios grande y poderoso, con la actitud de aquél que confía en el amor de su Dios.

Amén.

Déjanos tu comentario