ORACIÓN DE LA NOCHE DEL DOMINGO 18 DE MARZO

Señor, ahora cuando el día termina y me preparo para dormir, quiero pedirte que llenes de paz mi corazón. Regálame fe, regálame la posibilidad de descubrirte y sentirte presente en cada una de las situaciones de la vida. Lléname de tu ser de tal manera que todo en mí sea alegría, gozo y paz y así pueda descansar totalmente sereno para mañana estar listo para continuar. Señor, aunque a veces experimente que no escuchas mi voz y sienta que no respondes a mis súplicas, sigo confiando en Ti, en que no te mudas sino que permaneces fiel a tus promesas.

Tú conoces, Señor, todas las cosas que no andan bien en mi vida, sabes lo que me hace sentir angustia y tristeza, por eso te pido que actúes en mi vida, para experimentar como tu Espíritu Santo enciende en mí el fuego de tu amor. Quita Señor, toda sensación de angustia y de miedo, pues estoy en tus manos, Tú me proteges y me cuidas de todo. Quiero estar siempre a tu lado y permanecer en tu presencia, porque no quiero tomar caminos que me lleven a experimentar peligros que dañan mi vida.

Gracias por escuchar siempre mis oraciones, porque no me dejas solo en medio de la tormenta, sino que te revelas con poder para apartar de mi todo lo que me quiere dañar. Dame tu amor, Dios de mi vida, para que mi corazón se restaure y se mantenga fuerte. Voy tranquilo a la cama y duermo con confianza porque Tú me proteges y me cuidas mientras duermo.

Amén.

Déjanos tu comentario